Aguas minerales con sabores

Cuando decimos, agua mineral con sabor a fresa, o a limón, todos sabemos a lo que nos estamos refiriendo y a las marcas que comercializan ese tipo de mezclas.

Yo misma he probado ese tipo de agua y sí que es cierto que tienen un ligero toque a manzana, limón, naranja,…(pero no nos vayamos a esperar que nos sepa mucho y que sea como si tomaras agua con sabor a…). Más bien es una especie de «truco» para que nuestro organismo no asimile que lo que bebemos es agua porque en realidad sí tiene sabor y, de esta forma, para muchas personas a las que les cuesta beber agua porque su cuerpo no lo tolera (puede haber personas), es una forma de engañar a sus sentidos y proporcionarle agua mineral a su organismo.

Sin embargo, también debemos saber que ese agua mineral no es tan «pura» por utilizar este término, que el agua mineral sin esencia de frutas ya que lo que hacemos es añadirle al agua unas sustancias para darle sabor y eso puede provocar que haya un cambio en su composición.